miércoles, 3 de julio de 2019

Cosas que debes saber antes de ser mamá

Ser mamá no es cosa fácil, ese sentimiento de inmensa felicidad viene acompañado de muchas dudas, miedo y por supuesto la necesidad de muchos cuidados.

Porque sabemos que siempre esta cerca de nosotros alguien que planea o cuida de su embarazo tenemos algunas datos y sugerencias importantes, porque un nuevo tip nunca esta de más en esta etapa tan importante de la vida, aquí te dejamos algunos consejos de cosas que debes saber antes de ser mamá.

Cosas que debes saber antes de ser mamá

Cosas que debes saber antes de ser mamá

TIPS PREVIOS AL EMBARAZO
Si tienes planeado embarazarte, complementa tu dieta con ácido fólico (vitamina B) el cual reduce el riesgo de los defectos congénitos del cerebro y de la médula espinal en el bebe.
Visita a tu médico tan pronto como sospeches que estás embarazada. Evita beber alcohol y deja de fumar. No es recomendable comer carnes y pescado crudo y si tienes gato no cambies tú su arena higiénica (ambos pueden contener un parásito que causa una infección llamada toxoplasmosis). Evita tomar baños calientes y baños sauna, evita los productos químicos peligrosos, como los disolventes, evita comer pescado con alto contenido de mercurio, como tiburón, pez espada, caballa, blanquillo o pez azulejo. Abstente de drogas. Y algo muy importante, manten un peso saludable.

DURANTE EL EMBARAZO
Todos los embarazos son distintos, pero la mayoría de las mujeres sufren de molestias como: dolores de espalda, mala circulación, manchas en la piel, retención de líquidos, pesadez de piernas, ardor de estómago, estreñimiento.

El aumento del vientre y el pecho puede causar una desestabilización, para evitar al máximo las consecuencias es recomendable que realices ejercicio controlado y de ser posible en una alberca para evitar sobrecargar tus músculos y articulaciones. Los médicos desaconsejan los deportes de riesgo, las carreras y los saltos.

El cuidado prenatal es muy importante, con el se pueden identificar problemas durante el avance del embarazo y evitar que estos se tornen graves para la mamá o el bebé.
Lleva una dieta sana y equilibrada, es imprescindible que consumas verduras, frutas y lácteos todos los días. Mantén tu piel perfectamente hidratada con masajes y productos antiestrías especializados para cada zona.

Todo lo que hagas repercutirá sobre la salud del bebé que llevas dentro de ti. Te recomendamos que tomes un curso psicoprofiláctico el cual te ayudará a informarte y a prepararte tanto física como mentalmente para el parto y el post parto, independientemente del tipo de parto que vayas a tener.

39 semanas le dará a tu bebé todo el tiempo que necesita para crecer antes de nacer, muchas cosas importantes le suceden en las últimas semanas de embarazo, por ejemplo, todavía le están creciendo los pulmones y el cerebro. Programar antes el parto sin justificación médica puede ocasionar problemas tanto para la mamá como para el bebé. De ser posible, es mejor mantener el embarazo durante al menos 39 a 40 semanas.

PREPÁRATE PARA SER MAMÁ
Reconocer las señales del parto te pueden ayudar a decidir cuándo llamar a tu doctor y acudir al hospital. Si crees que puedes estar en trabajo de parto, no dudes en llamarlo, sin importar la hora del día o de la noche.
Es bien sabido que criar a un bebé es una de las tareas más difíciles que podemos emprender, pero también es cierto que hay muchas cosas que puedes hacer para sentirte confiada frente a tu nuevo "trabajo". Recuerda que tus instintos de madre son muy fuertes. ¡Hazles caso! Porque nadie sabe mejor que tu qué es bueno para tu bebé.  Lo más importante es que te sientas lo más preparada posible para la llegada de tu bebé.
Si ya eres mamá te felicitamos y si tienes planes o estás a punto de serlo no olvides que a pesar de lo difícil que pueda ser, esta es una de las etapas más maravillosas en la vida de cualquier mujer. ¡Felicidades mamás!

MORTALIDAD MATERNA
Se define como la muerte de una mujer mientras está embarazada o dentro de los 42 días siguientes a la terminación del embarazo, independientemente de la duración y el sitio del embarazo, debida a cualquier causa relacionada con o agravada por el embarazo mismo o su atención, pero no por causas accidentales o incidentales.
El 99% de las muertes maternas que se registran en el mundo corresponden a los países en desarrollo. Además de las diferencias entre países, también hay grandes disparidades dentro de un mismo país entre ricos y pobres, así como entre poblaciones urbanas y rurales.

Cómo salvarles la vida
El aspecto crucial para disminuir las tasas de mortalidad materna es la atención de la mujer embarazada por personal calificado antes, durante y después del parto, lo cual incluye: medicamentos, equipos e infraestructura adecuado.

No hay razón para que las mujeres tengan que morir en el parto. Hay que proporcionar a las mujeres jóvenes la información y el apoyo que necesitan para controlar su salud reproductiva, hay que prestarles apoyo durante el embarazo, y proporcionarles cuidados, a ellas y a sus bebés, hasta que esté bien avanzada la niñez.

La inmensa mayoría de las muertes maternas se evitarían si las mujeres tuvieran acceso a servicios de planificación familiar de calidad, atención competente durante el embarazo, el parto y el primer mes después del alumbramiento.

0 comentarios:

Publicar un comentario