Frase para padres #1

Las joyas más preciosas que jamás tendrás alrededor de tu cuello son los brazos de tu bebé.

Frase para padres #2

El único vínculo irrompible en la tierra es el de una madre y su bebe.

Frase para padres #3

El amor a primera vista es el que tienes por tu bebé. Caes tan fuerte que no te puedes levantar de nuevo.

Frase para padres #4

Cada bebé recién nacido es un tipo diferente de flor y todos juntos hacen de este mundo un jardín hermoso.

Frase para padres #5

No supe cuánto amor puede contener mi corazón hasta que alguien me llamó mamá.

domingo, 25 de abril de 2021

Un hijo... Una hija...

Excelentes palabras de Carolina Mora, que muchas madres y padres las ponen en su cabeza y en su corazón desde el primer día.

A los hijos hay que darles las herramientas, para que puedan cuando sean grandes, ENFRENTAR LA VIDA.

De nada sirve querer retenerlos, al contrario.....

Hacerlos responsables de sus decisiones y sus actos.

Por supuesto, SIEMPRE DESDE EL AMOR.

Un hijo... Una hija...

Reflexión : Un hijo... Una hija...

Un hijo no es un regalo

No es un compañero asignado para un hermano

No es un nieto que los abuelos piden con insistencia.


Un hijo no es una asignatura pendiente

No viene a cumplir con lo que nos hubiera gustado y no pudimos hacer. 

No viene a darle sentido a nuestras vidas. Ella o el es su propia vida. .


Un hijo no es reemplazo de ningún proyecto truncado ni a una persona perdida.

No es el salvavidas de ninguna persona ni de ninguna pareja.


Un hijo no viene a completar ni llenar nada.

No es un tapón, no es un acompañante ni un mesias. .


Un hijo no es del capricho, es del deseo. 

Es un otro desde el comienzo y viene a vivir su propia vida. 

Llega a nosotros con su propia impronta, su temperamento y sus ganas de ser. 

Le acompañaremos a descubrirse el o ella misma, le permitiremos expresarse con libertad, elegir quien quiere ser y que le gusta hacer. 

Aceptaremos desde el comienzo que no puede corresponderse a nuestro ideal, a nuestros mandatos ni a nuestros agujeros ni tampoco es nuestro reflejo. 


Le tomaremos en brazos, le prestaremos el cuerpo, le daremos la mano y dejaremos la distancia necesaria para que se anime a caminar y explorar el mundo. 

Y, aunque nos duela verle distanciarse, le esperaremos en nuestro lugar para que si regresa, encuentre nuestro abrazo sin reproches, sin culpas. Colmado de libertad.

Hijo mío, hija mía: yo te libero de que me salves, de que me cuides, de que me des felicidad y de que sientas que "me debes algo".


Autora del texto : Carolina Mora

sábado, 10 de abril de 2021

Un papá enamorado


Un excelente texto que encontramos en Facebook y queremos compartirlo con ustedes en nuestro blog Amor Amor.

Se titula "Un papá enamorado" y es un texto sobre la paternidad y el amor escrito de manera anónima por un joven papá que cuida de su mujer.

Si te gustó, no olvides compartir en tus redes sociales y seguirnos en las nuestras para ver más.

Texto sobre paternidad : Un papá enamorado

Texto sobre paternidad : Un papá enamorado

Antes de que naciera, fue una pelea para ella...

Tuve que despertarme a las 3 de la madrugada para preparar compresas calientes para masajear sus senos, porque como estaba embarazada y los senos creciendo entonces dolía mucho.

Y cuando ella se mareaba?
Todo ella lo sacaba, compraba todo para ver si ella comía algo pero todo, todo ella lo rechazaba, a veces la veía vomitar y me preguntaba: ′′Qué voy a hacer?"

Ella se puso súper sentimental, recuerdo cuando le dije que no me daría para ir a la consulta para comprobar el estado del bebé, ah, ella lloró todo el día diciendo que ya la estaba rechazando solo porque estaba embarazada, jajaja, amo a esta mujer demasiado...

Una vez ella me llamó al servicio diciendo que quería cenar pastel de chocolate, tuve que llevarle porque mamá decía que la mujer embarazada no podía pasar ganas, jajaja hombre, ella me dio trabajo, pero no fue cualquier trabajo, para quien ama es
Un trabajo placentero!

Justo después de nacer nuestro niño, las primeras semanas tuve que llamar a mi prima para que se quedara en casa para poder ayudarla, mientras yo estaba trabajando toda la noche, sin falta le bañaba porque desafortunadamente el parto fue cesárea...
La llevaba al baño, encendía la ducha y la ayudaba a lavarse.

Pero toda esta lucha ha pasado, lo único que permanece es mi amor y cariño por ella.

Mensaje Positivo para madres : Respira

Un hermoso texto que encontramos en Facebook y queremos compartirlo con ustedes en nuestro blog de Mi Bebé.

Se titula "Respira" y es un texto y mensaje positivo sobre la maternidad escrito de manera anónima por una madre que ha pasado por los altibajos de ser mamá.

Si te gustó, no olvides compartir en tus redes sociales y seguirnos en las nuestras para ver más artículos, textos, imágenes y videos sobre maternidad y paternidad.

Si conoces alguna madre que está pasando por un momento abrumador, que no se siente del todo bien o no sabe si lo está haciendo del todo bien, comparte este texto con ella, seguro le servirá y te agradecerá por este mensaje positivo sobre la maternidad. A veces necesitamos ese empujón y motivación y nada mejor que un mensaje como este para seguir adelante.

Mensaje Positivo para madres : Respira

Mensaje Positivo para madres : Respira

Cuando la duda te invada, cuando te sientas agotada, fracasada, culpable...

Respira.

Lo estás haciendo lo mejor que puedes en este momento. Puedes hacerlo mejor, probablemente, pero no ahora.

Ahora estás sobrepasada, abrumada.

Respira.

Habrá momentos en los que te resultará fácil, en los que te sentirás en control. Disfruta y aprende de ellos. Y aprende también de los otros, de los menos buenos, porque hay mucha sabiduría en esos momentos, mucho aprendizaje, mucho que descubrir de uno mismo.

Lo importante siempre es que estés ahí para ellos con lo mejor de ti, sea lo que sea en ese momento. Y que estés siempre dispuesta a reconocer cuando tu mejor versión de ese día no es la mejor versión posible.

Discúlpate, crece y ama

Ama mucho. Ama siempre.

Aunque quizás no lo creías posible, la realidad es que tú también estás creciendo. Y lo estás haciendo bien.

Cada día eres mejor. Mañana serás mejor.

Respira.

Pañales descartables vs Pañales de tela

Todos los padres sabemos la cantidad de dinero que gastamos en pañales descartables para nuestros bebés, pero quizás la parte que menos sabemos o que no nos damos cuenta, es del daño que le hace al medio ambiente el uso de este producto.
En un estudio realizado hace poco, se señala que en un año, un bebé promedio utilizará 3,800 pañales desechables. Todos estos pañales, irán a parar a la basura, y más temprano que tarde, quizás terminará siendo parte de las toneladas de basura que terminan ensuciando y contaminando nuestros mares. Es importante pensar antes de consumir e intentar buscar alternativas, como los pañales de tela. Si los has probado, te invitamos a comentar tus experiencias debajo de este post.

Pañales descartables vs Pañales de tela

Pañales descartables vs Pañales de tela

La comparación de un estudio realizado con la finalidad de concientizar sobre el uso de pañales desechables. 

A la izquierda, podemos observar 3,800 pañales desechables utilizados en promedio por 1 bebé durante 1 año, si bien pueden ser menos, por ejemplo que un bebé use 2,000 pañales al año, en 3 años serían 6,000 pañales desechables, en comparación con el lado derecho donde encontramos solo 24 pañales de tela que podrán ser utilizados por tu bebé, por los mismos 3 años (o incluso más tiempo si los reutilizas con un segundo hijo, ya que algunos pañales de tela reutilizables tienen garantía de hasta 6 años)

Ahora multiplica esos números por los millones de niños que nacen al año (2,000,000 solo en México, según el último reporte del INEGI en el 2018)... Es demasiada basura la que puede generar un bebé que acaba de llegar a este mundo, no crees?

Te invitamos a optar por pañales ecológicos reutilizables para tu bebé y así cuidar del planeta en el que crecerá y además ahorrar miles de pesos y cuidar tu economía.

Benditas sean las amigas que permanecen cuando nuestros hijos llegan

Un excelente texto que encontramos en Facebook y queremos compartirlo con ustedes en nuestro blog Mi Bebé.

Se titula "Benditas sean las amigas que permanecen cuando nuestros hijos llegan" y es un texto sobre    amistad y maternidad escrito de manera anónima.

Si te gustó, no olvides compartir en tus redes sociales y seguirnos en las nuestras para ver más.
Te invitamos a compartir este texto con esas amigas que estuvieron contigo en toda la etapa del embarazo y que siguen a tu lado hasta el día de hoy.

Benditas sean las amigas que permanecen cuando nuestros hijos llegan

Benditas sean las amigas que permanecen cuando nuestros hijos llegan

Benditas sean las amigas que permanecen cuando nuestros hijos llegan.

Que aceptan la disponibilidad tan pequeña de tiempo.

Que te llaman para un café aunque sepan que de hecho nadie tomará el café, corriendo detrás de pequeños.

Que escuchan nuestras infinitas quejas aunque no puedan entenderlos, sólo para dejar nuestra carga más ligera.

Benditas sean porque pocas son.

Ellas, que entienden que los encuentros serán marcados por la rígida regla " tiene espacio kids?".

Que perdonan los mensajes contestadas semanas después - o nunca contestados. Que encuentran el equilibrio perfecto entre respetar nuestros no, pero insistir por nuestros sí.

Por sacar los adornos de vidrio antes de que lleguemos a sus casas.

Por perdonar nuestras ausencias en fechas importantes.

Por venir a visitarnos "para hablar" aunque ambas sepamos que de hecho ninguna frase será dicha sin interrupción.

A mis amigas que hoy van al cine a ver infantiles conmigo - porque esa es nuestra posibilidad de estar juntas. A mis amigas que se sientan en el espacio kids del centro comercial para hablar - porque ese es el lugar donde podemos tener más tiempo.

A mis amigas que no tienen hijos, y aún así, entienden con tanto amor todo lo que los míos significan, y por eso siguen acogiendo mis faltas: gratitud.

Carta a mi bebé en el cielo

Si pudiera ir atrás en el tiempo te diría tantas cosas que jamás pude, te abrazaría tan fuerte como fuese posible y te diría con los ojos cuando te quiero y lo importante que fuiste (eres) en mi vida. Me encantaría darte toda mi energía para que pudieras salir de la lucha a la que te enfrentaste y que no pudiste vencer. Sé que lo intentaste para no dejarme aquí sin ti, sé cuanto te aferraste a la vida, te rogaría que lo hubieras hecho más aún, pero es egoísta.

Si hubiera sabido que la vida que venía no se ponía mal sino mejor, te habría dado parte del tiempo que me han asignado para que siguieras robando sonrisas, y viviendo con esa magia tan propia de ti. Si hubiera podido pedir un deseo, habría deseado que no te fueras, que te quedaras y estuvieras conmigo, físicamente.

Si tan solo pudiera enviarte una carta al cielo, te escribiría todo lo que me enseñaste con tu ausencia corporal, te contaría de mi vida, aunque sé que estás al tanto de ella, y por eso más te preguntaría de la tuya: ¿Cómo es allá? ¿Estás feliz? ¿Me extrañas tanto como yo a ti?. También mandaría saludos a los que te acompañan y te diría que, por favor, le digas a aquel que hizo que te fueras, que no me quite a nadie más.

Me encantaría preguntarte tantas cosas, ¿Estoy haciendo bien las cosas? ¿Me sigues aceptando como soy? ¿Estarías orgulloso de mí? ¿Sonreirías cuando te cuente mis tonterías? ¿Qué me aconsejarías cuando te cuente mis problemas? ¿Estarías feliz de saber que he logrado muchas cosas que soñaba de niña?

Son demasiadas preguntas que jamás tendrán una respuesta, al menos no una tangible. Porque sé que he cambiado, que muchas veces he hecho cosas de las que seguro no estarías orgulloso, han sido muchos años de errores terribles.

Todos los días ruego para soñar contigo y que al menos ahí puedas decirme si estoy haciendo todo bien, me gusta que aparezcas cuando más necesito un consejo, porque siempre estás en mi mente. Aunque suene cursi siempre te llevo conmigo de miles de maneras, pero mi parte favorita del día es caminar sola y conversar contigo, aunque no me respondas.

Gracias por estar. Porque aunque pasen los años, te sigo sintiendo tan fuerte como ayer. Mi ejercicio del día es recordar con detalles todo lo que pasamos juntos porque no quiero olvidar nada, me da miedo que llegue el momento en el que de alguna manera empiece a olvidar cosas. Gracias porque sé que estás, aunque físicamente te hayas ido. Tuviste la oportunidad de irte y aún así sigues tan presente como antes.

En mi pecho guardo todo el amor del mundo, el amor mas fuerte lo guardo para ti mi niño en el cielo, guardo tus fotos como lo mas sagrado. Yo pude sentirte tocarte y hasta besarte. El momento mas intimo de mi vida fue contigo hijo adorado. Tu hermoso nombre representa lo que eres en mi vida, toda la fuerza que me diste con tu pequeño gran corazón, el mundo no era suficiente escenario para ti. Estas mucho mejor en el cielo, pero algún día tus hermanas y yo volveremos a reunirmos allá arriba si nos das un lugar en tu templo de inmenso amor.

En donde quiera que estés, se que estás feliz como lo hiciste acá hasta el ultimo minuto, cuando cerraste esos hermosos ojitos tiernos y esa sonrisa en tu rostro de ángel son las imágenes que guardo en mi memoria, sólo espérame que algún día llegaré para bailar y comer chocolates contigo.

Carta a mi bebé en el cielo

En memoria de: MVOC

Fuente: Facebook

Tener un hijo nos cambia la vida


Un excelente texto que encontramos en Facebook y queremos compartirlo con ustedes en nuestro blog Mi Bebé.

Se titula "Tener un hijo nos cambia la vida" y es un texto sobre la maternidad. Este texto fue escrito de manera anónima y creemos que vale la pena leerlo y regalárselo a aquellas mujeres que son madres por primera vez y están viendo contra qué se van a enfrentar.

Si te gustó, no olvides compartir en tus redes sociales y seguirnos en las nuestras para ver más artículos sobre maternidad y paternidad.

Tener un hijo nos cambia la vida

Tener un hijo nos cambia la vida

Si. Es verdad.

Tener un hijo nos cambia la vida.

La revoluciona en su totalidad.

La maternidad es lo más parecido a un tsunami.

Cuando te atraviesa, no saldrás siendo la misma.

Cuando esa ola gigante te pasa por encima, no entenderás dónde estas.

Te sentirás perdida.

Es verdad. Nos cambia la vida.

Tanto que a veces sentimos terror.

Tanto que deseamos volver a aquella vida que solíamos tener.

Tanto que nos asusta la ambivalencia.

Tanto que angustia.

Tanto que duele.

Claro que nos cambia la vida.

Si sabremos darle sentido a aquello que lo tiene.

Si utilizaremos el tamiz de la maternidad para preservar y cuidar aquello que nos hace bien e interesa.

Si experimentaremos que el amor a un hijo es el más grande que hay.

Si estaremos cara a cara con el paso despiadado del tiempo.

Si verlos crecer nos enfrentará a nuestra propia finitud.

Si seremos conscientes de las consecuencias de nuestras decisiones y actos.

Si intentaremos ser cada día una mejor persona.

Si tendremos que aprender a convivir con nuestras limitaciones y aceptar las ajenas.

Si tendremos que aprender a cuidar de una misma para cuidar a otro.

Si. Cuanta razón tenían.

Tener un hijo, definitivamente, te cambia la vida.